Establecer estos 4 límites en tu vida

por | 12 marzo, 2016

Límites. Suena como un concepto extraño a primera vista: el establecimiento de límites, para liberarte. Eso suena como construir muros, para ser libres de explorar. La cosa con la vida, es que nos desplegamos muy poco. Cuanto menos nos propagamos, menor es el impacto que tiene en cualquier cosa que nos rodea. Tenemos que establecer límites, para mantenernos diluidos hasta el punto de que sólo seamos un velo, de lo que podríamos ser. Estos 4 límites que todos podemos establecer, nos mantendrán contenidos a nosotros mismos, para las cosas que realmente importan en la vida.

Compra una camiseta de “La inteligencia es sexy”!

Limita tus…

Influencias Externas

Una cosa a la que las personas prestan demasiada atención, es a lo que otros piensan. Perseguimos tendencias. Perseguimos validación. Buscamos aprobación. Todas esas cosas están destinadas a hacer una cosa: hacer feliz a otra persona. Te pasas todo este tiempo centrándote en lo que los demás te dicen que seas, y entonces un día te despiertas y ni siquiera sabes quién eres. En lugar de escuchar a todos los demás, escucha a tu corazón. Escucha esa voz en tu cabeza, que te dice quien deseas ser, y se esa persona.

Lee: 4 maneras fáciles para liberar tu vida de la energía negativa

“Radar”

Yo siempre uso el término “radar”, cuando me refiero a las cosas a las que prestamos atención. Hay una diferencia entre ser conscientes, y ser obsesivos. Si tu objetivo está compuesto por un millón de cosas diferentes, ¿cómo es posible centrarte en lo realmente importante? Hay cosas en nuestras vidas en las que centramos nuestra atención, que simplemente no importan. Muchas de ellas. Cada día. Marca de nuevo ese “radar” mental, y céntrate en lo que importa para las cosas que quieres hacer en tu vida. En lugar de centrarte en otras personas, céntrate en lo que está pasando en tu propio mundo.

Tareas

Siempre he dicho que hay una diferencia entre ser productivo, y estar ocupado. Tenemos esta extraña necesidad en estos días, de apilarnos de cosas que hacer a nosotros mismos, hasta el punto de que en realidad, nada se hace. Si no puedes terminar 1 cosa ¿cómo puedes terminar 10? Una vez más, la clave aquí es averiguar lo que realmente importa, y trabajar en las cosas que están directamente correlacionadas. Si no importa, déjalo ir. Guarda ese tiempo y esfuerzo, para hacer de tu vida, todo lo que puede ser.

Lee: 30 Preguntas que liberarán tu mente

Alcance

La combinación del “radar” y las tareas, es tu alcance. Te centras en todas estas cosas en tu mundo, e intentas arreglar o impactarlas todas. Lo siguiente que sabes, es que no queda nada que dar. Ejemplo perfecto: un amigo que siempre parece necesitar ayuda, o ser rescatado. No importa lo que hagas, si esa persona toma consistentemente malas decisiones, ninguna cantidad de preocupación o saltos para salvarlos, va a cambiar eso. Lo mismo ocurre con las situaciones en tu vida personal y profesional. A veces hay que dar un paso atrás y decir, “ese no es mi problema”. Confía en mí, es mucho más fácil decirlo que hacerlo, pero hay que ahorrar algo de ti mismo para la persona que más te necesita: tú.

Fuente:

http://iheartintelligence.com

Tienes permiso de re-publicar este artículo gracias a una licencia de Creative Commons concediéndonos un vínculo de retorno a nuestra página La Mente Superior.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.