Personas emocionalmente inteligentes

Personas emocionalmente inteligentes

Las emociones son una parte natural de la vida. Algunas personas, sin embargo, permiten que sus emociones los gobiernen y debido a ello son muy afectados, lo cual es una cosa terriblemente poco saludable pues debemos tener consciencia de hasta que punto es correcto permitir que nuestros sentimientos afecten nuestro bienestar.

Aquí tienes 5 características de las personas emocionalmente inteligentes

1. No dejan que el mundo exterior influya en sus sentimientos.

Es una cosa difícil de hacer, y se necesita mucha práctica para lograrlo. Las personas emocionalmente inteligentes nunca permiten que los factores externos influyan en sus sentimientos internos. Hacen todo lo posible para asegurarse de que tienen la última palabra cuando se trata de sus sentimientos.

2. No dependen de otros para ser felices.

Las personas emocionalmente inteligentes crean su propia felicidad, porque al igual que las emociones fuertes, vienen desde dentro. Ellos no esperan a nadie, ni a ninguna otra cosa para ser felices. Todo depende de ellos.

3. Entienden que sus emociones son sólo una reacción.

Las emociones no son la realidad. Son reacciones que nuestro cerebro crea. Es importante pues, que no dejemos que las emociones controlen nuestras realidades.

4. Ellos eligen sus pensamientos.

No permiten que los factores externos decidan sus pensamientos, o pongan pensamientos en su cabeza. Son personas independientes, y como resultado pensadores independientes .

5. Mantienen las distancias.

Las personas emocionalmente inteligentes, no hacen nuevos amigos muy fácilmente, simplemente porque no pueden hacer frente a asumir un nuevo mejor amigo todo el tiempo. Ellos se permiten tener una amistad, cuando han investigado a fondo a quien desean unir a su círculo cercano, no necesitan de grandes cantidades, con tener la suficiente calidad se sienten satisfechos.

Fuente:

http://www.higherperspectives.com

Tienes permiso de re-publicar este artículo gracias a una licencia de Creative Commons concediéndonos un vínculo de retorno a nuestra página La Mente Superior

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *